25 consejos imprescindibles para cultivar marihuana de interior

Con el auge del cultivo de cannabis en España, y después de ver cómo muchas de las personas que empiezan a cultivar marihuana en interior no consiguen unos buenos resultados, nos vemos en la necesidad de hacer unas recomendaciones generales a los cultivadores. Siguiendo estos consejos lograrás una cosecha de calidad y sin imprevistos. Antes de empezar a cultivar como posesos, por favor, leed estas líneas y no caigáis en los típicos errores de novato, vuestro bolsillo lo agradecerá.

1. Infórmate. Existen numerosos libros, blogs de cultivo, foros de cultivadores y medios especializados en el cultivo de marihuana interior. Antes de invertir en material de cultivo, lo mejor es leer a los especialistas.

2. Cultiva seguro. Invierte en medidas de protección de tu instalación eléctrica, cómo cuadros eléctricos de iluminación. Mezclar riegos y electricidad en la misma sala puede ser peligroso si no te aseguras de tener un mínimo de condiciones.

Seguridad_cultivo interior
Con los cuadros eléctricos de iluminación, tendrás un cultivo seguro.

3. Oculta tu cultivoPlantar marihuana en interior, aunque sea para consumo propio, sigue siendo un acto ilícito. Por tanto, tienes que evitar que los vecinos y amigos de lo ajeno detecten cualquier olor, ruido o haz de luz sospechoso. Eso te evitará denuncias y robos.

4. No hagas alarde de tu cultivo. Comenta que cultivas en tus círculos de amistades íntimo, no hagas propaganda de cuantos focos o plantas tienes en cualquier situación. Cuanta menos gente sepa que cultivas menos problemas tendrás con la policía y los ladrones.

5. Escoge una buena genética. Imprescindible para lograr una buena cosecha. Una buena genética es aquella que además de producir un buen cannabis, se adapta a tu nivel de conocimientos como cultivador. Consulta nuestra guía para escoger variedades de marihuana.

6. Decide qué sustrato de cultivo vas a utilizar. ¿De verdad estás seguro de montar un hidropónico? ¿Has plantado en lana de roca alguna vez? ¿Sabes la diferencia entre el coco y la tierra? Si la respuesta es NO, mejor empieza a cultivar en tierra porque te dará mejores resultados.

7. Elige un buen fertilizante. Si no eres muy experto, te recomendamos que empieces con abonos orgánicos. Estos abonos son más suaves y no sobrefertilizan las plantas (uno de los errores más habituales en los cultivadores noveles).

8. Compra buen material de cultivo. Ni bombillas de segunda mano, ni balastros prestados, ni extractores viejos, ni tierra reciclada…el material de segunda mano no suele dar más que problemas, así que ahorra un poco y compra nuevo, todo resultará más fácil.

Balastro
La compra de un buen material de cultivo mejora los resultados de la plantación.

9. Riega con agua de calidad. Antes de empezar a plantar, debes saber cómo es el agua tienes disponible. En algunas zonas, el agua de la red no es adecuada para el correcto crecimiento de la marihuana. En tal caso, puedes recurrir a garrafas de agua embotellada o aparatos de osmosis inversa (según el tamaño de tu cultivo).

10. Ajusta el pH. El nivel de acidez de la mezcla de agua y nutrientes es esencial para un correcto desarrollo de la marihuana. Normalmente es necesario adquirir un bajador de pH para mantener los valores de pH entre el 5,8 y el 6,3.

11. Mide la EC. La electroconductividad es una medida de la concentración de sales en el agua. Un exceso de abono ralentizará el crecimiento, mientras que una falta de las mismas provocará la aparición de carencias.

12. Riega con el agua justa. Demasiada agua es malo para tus plantas, poca agua también. Para acertar en esto, te recomendamos leer el post sobre cómo regar las plantas de marihuana.

La planta requiere una cantidad de agua equilibrada.
La planta requiere una cantidad de agua equilibrada.

13. Instala los focos acorde con la superficie de cultivo. No esperes que por poner más plantas con el mismo foco vayas a conseguir mayor cosecha. Las plantas de cannabis necesitan unos 600 w de luz HPS por metro cuadrado para florecer adecuadamente. Lee el post sobre cómo montar tu kit de iluminación.

14. Aprovecha el espacio. La mejor manera de maximizar el cultivo es cubrir toda la superficie disponible con plantas. La idea es que la superficie de las hojas cree un “mar verde” que no deje ver el suelo. De esta manera también aprovechamos al máximo la luz, que no es precisamente barata.

15. Ventila tu sala. Las plantas necesitan un aporte continuo de aire fresco para crecer y florecer. Si no renovamos el aire de la sala, el suministro de dióxido de carbono se agota, y las plantas dejan de crecer. Pregunta en nuestro grow qué extractor necesitas y haremos un cálculo del volumen necesario en función del tamaño de tu armario.

16. Poda tus plantas. El cultivo de interior se caracteriza por la obtención de cogollos de buen calibre en la parte superior de la planta, mientras que las ramas más bajas suelen dar menos calidad. Una buena poda mejorará el volumen y la calidad de la cosecha.

Una buena poda mejorará el volumen y la calidad de la  cosecha.
Una buena poda mejorará el volumen y la calidad de la cosecha.

17. Vigila las plagas. El cultivo de interior se produce en un ambiente estéril, en el que no hay ningún enemigo natural de las plagas que atacan al cannabis. Para evitar ataques indeseados, hay que estar atentos a las plantas y actuar tras detectar el primer síntoma.

18. Controla el tamaño de las plantas. Tienes que tener en cuenta la altura máxima a la que subes el foco y la distancia mínima entre la bombilla y la punta de las plantas. Si nos pasamos con el crecimiento, tendremos problemas en la floración, puesto que las plantas se estiran bastante. Para no correr el riesgo de quemar las puntas, es mejor controlar la altura ya durante la fase de crecimiento.

19. Vigila la humedad. La humedad relativa es decisiva para asegurar una buena floración. Demasiada humedad hace que aparezcan hongos. Una humedad muy baja repercute en el desarrollo. Te recomendamos que mantengas un valor próximo al 50 % durante la fase de floración.

20. Controla la temperatura. Igual que con la humedad, la temperatura es decisiva para lograr el éxito en el cultivo. Puedes ajustarla con un aire acondicionado o con ventilación. El valor óptimo para la mayoría de variedades se sitúa en torno a los 25 ºC, tanto en crecimiento como en floración.

La temperatura ideal para la mayoría de variedades es de unos 25ºC.
La temperatura ideal para la mayoría de variedades es de unos 25ºC.

21. Sé limpio. Una sala de cultivo debe estar impecable: ni polvo, ni hojas muertas ni restos de sustrato en el suelo. Cuanto más limpio seas, menos plagas aparecerán en cultivo.

22. Lava las raíces. La planta necesitará eliminar las posibles sales acumuladas en el sustrato, sobre todo si has cultivado con una gama de fertilizantes minerales. Existen numerosos productos para este cometido, que hacen que la planta amarillee, primer síntoma de que las raíces han sido lavadas.

23. Corta en el momento adecuado. La cosecha de la marihuana no puede dejarse al azar. Existe un margen de tiempo, no muy dilatado, en el que podemos cosechar nuestras plantas. Antes de ese momento la hierba será poco psicoactiva, mientras que después perderá propiedades organolépticas.

La fase de secado es casi tan importante como la de cultivo.
La fase de secado es casi tan importante como la de cultivo.

24. Seca bien tus plantas. El secado de la marihuana es tan importante como el cultivo. Te recomendamos leer el post con consejos para el secado de marihuana . Igual de importante resulta el curado, pues hasta que la hierba no esté curada durante al menos un mes no empezará a revelar su verdadera naturaleza.

25. Disfruta. No olvides que el autocultivo es un hobby, cuanta más energía positiva pongas en ello, mejores resultados obtendrás. No te pases media vida en el interior, tampoco sirve para nada. Hay que dedicar el tiempo justo y dejar que la naturaleza haga su trabajo.

Con este último consejo os despedimos hasta el próximo post, en el que os daremos consejos para cultivar en exterior. Cómo siempre, os invitamos a dejar vuestras preguntas y comentarios. ¡Saludos y buenos humos!

12 comentarios en “25 consejos imprescindibles para cultivar marihuana de interior

  1. Haciendo referencia a la elección del fertilizante y como emplearlo, quisiera comentaros que a pesar de que el fertilizante orgánico puede resultar menos difícil a la hora de aplicarlo y con menor riesgo a provocar una sobrefertilización, existe la posibilidad de quemar las raíces debido a la acidez del abono y según la cantidad que vayamos a aplicar. Por ejemplo la gallinaza tiene una mayor acidez que el humus, pero el guano y la palomina tienen un nivel de acidez bastante por encima(hay que echarle muy poco).
    Ademas si compramos tierra del grow, que generalmente ya viene abonada para unos meses, y añadimos fertilizante orgánico o mineral en las primeras etapas de la planta, muy probablemente la estaremos sobrefertilizando. Hay que tener muy claras las proporciones entre el abono y el sustrato(teniendo en cuenta la etapa de la planta) y saber ver cuando muestra una carencia de nutrientes, en este caso aplicaríamos pequeñas dosis cada (1 o 2) semana/s para facilitarle los nutrientes necesarios. Mas vale que muestre pequeñas carencias(las hojas empiezan a amarillear del centro hacia afuera) que una sobrefertilización(las puntas de la hojas se arrugan hacia arriba y se empiezan a secar), ya que nos resultara mas fácil de corregir. Uno de los errores mas comunes entre los cultivadores noveles que utilizan fertilizantes orgánicos, es pensar que no es necesario un lavado de raíces las 2 o 3 semanas anteriores al cosechado ( incluso se puede hacer un pequeño lavado a la mitad del cultivo) haciendo esto conseguimos limpiar posibles residuos de sales que se han adherido a las raíces dificultando la absorción de nutrientes. En el caso del lavado final el objetivo es dejar el sustrato completamente inerte para que la planta utilice sus propias reservas, en consecuencia todas las hojas tendrían que acabar amarillas.

    Saludos y buenos humos!!

  2. Totalmente de acuerdo con Nilo respecto al tema de los abonos de procedencia animal, tipo gallinza o guano, en fresco pueden alterar el ph del sustrato. Lo mejor es compostarlos durante unos tres meses y luego aplicarlos como abono de fondo (añadiendo un poco al preparar sustrato antes de trasplantar).

    De todas formas, y también en la linea de Nilo, es mejor tener un ligera carencia de nutrientes que un exceso. Siempre es mas sencillo de corregir una falta de nutrientes que lavar las sales de más que hay en la maceta.

    A mi megusta mucho usar enzimas, incluso en cultivo orgánico, para convertir las raíces muertas o lignificadas en nutrientes de nuevo. Para el lavado de raíces, uso productos a base de sulfato de magnesio durante un par de riegos y luego hago dos riegos o tres mas con agua sola.

    Saludos y buenos humos!

  3. ¡Hola! Soy bastante novato en el cultivo de este producto natural tan sano. Según mi experiencia lo más importante és controlar la temperatura (27 grados centígrados) y procurar que se mantenga estable. Ni golpes de aires ni cosas raras que pueden hacer perder toda la cosecha si se repiten.

  4. Hola Cooltivator,

    en realidad es tan importante la temperatura máxima como la mínima. Lo suyo es conseguir unos 24-27ºC de máxima y seis grados menos de mínima. Esto es para la fase de floración, en crecimiento es mejor mantener 24º C de forma constante.

    Saludos!

  5. Hola q tal!! Estoy interesado en unas semillas ya las tengo en el carrito de compras, pero no procede la compra pueden auxiliarme soy de mexico

  6. Buen ave si pueden echarme un cable..cuanto tienpo tiene k esta el ventilador puesto en el kit de 1x1x2?

  7. Buenas Yonatan,

    Eso de depende de la humedad relativa de la sala, pero normalmente se mantiene encendido siempre que las luces están en marcha. En crecimiento a mínima potencia enfocado a la lámpara, y en la fase de floración sobre los cogollos, intentando mantener la humedad alrededor del 50%.

    Esperamos haber resuelto tus dudas!

  8. Buenas tardes….tengo un pekeño poblemilla..no soy capaz de bajar la tenperatura a 26grados..sienpre esta a 30,31grados tengo un ventilador a la altura de la luz, las dos ventanitas k trae el kit las subo..cuando duermen las bajo la ventanitas..solo baja a 27, 28.. Cuando abro la puerta pa verlas o regarlas..la pregunta es..es mu alta la tenperatura o esta tanvien vien a 29’30’31 grados???

  9. Hola yonatan,

    26 grados es el máximo recomendado. Puedes cambiar tu reflector por uno refrigerado para disminuir un par de grados la tempratura, o bien instalar un extractor mas potente.

    Saludos y suerte con la cosecha!

  10. ahora en verano en 3 dias las ramas ya crujen y un cuarto se sexa demasiado,es demasiado poco tiempo para el secado?puede empeorar la calidad?que puedo hacer para mejorar esta fase? gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>